domingo, 9 de noviembre de 2008

Las personas: el activo de las empresas... no.

Un poco a cuento de las cuestiones laborales sobre las que venía reflexionando, dos perlitas:

1) Yoriento referencia una frase vista en el blog de Escolar, atribuída a "Eusebi Cima, vicepresidente de Fomento del Trabajo (la patronal catalana) y presidente de la patronal Fepime, sobre las ayudas de 1.500 euros para los empresarios que contraten a parados con cargas familares":

"Desgraciadamente, lo que necesitamos son ayudas para despedir a la gente. Hay un ajuste de mercado, una crisis muy grave, se está generando desocupación y no puestos de trabajo. Ahora no es el momento de crear este tipo de ayudas."

2) Un extracto (muy iluminado, a mi entender) del blog de Javier Llinares (no tiene relación directa con el punto 1):

Yo no estoy de acuerdo en que las personas sean el mejor activo que tienen las empresas, ni siquiera estoy de acuerdo en que las personas sean un activo de las empresas, ya que si fuesen algo que poner en el balance, en lugar de en la cuenta de resultados, creo que lo que serían es un renting.

Las personas son un activo para ellas mismas, nunca para las empresas, ya que para que algo sea considerado un activo, tiene que existir cierto nivel de posesión, y naturalmente las personas solo se pertenecen a ellas mismas.

El resaltado es mío. Les recomiendo el artículo completo.

2 comentarios:

Yoriento dijo...

Andrés,

El razonamiento de Javier termina con este corolario:

"son las personas las que pueden decidir en que tipo de clientes quieren trabajar y búscan la empresa (o colectivo) que mejor se adapta a sus inquietudes."

Pero aunque las personas no puedan considerarse activos de las empresas, su actividad y su capacidad de elección (de las personas) depende de las condiciones que ofrezca el mercado.

Tal vez se puede decidir qué tipo de clientes y empresas nos interesan, pero son éstas las que tienen el control de entrada, más en el mercado actual donde la demanda siempre supera a la oferta incluso en los puestos cualificados, no? :-)

AcP dijo...

Finalmente, como bien apuntas, todo dependerá del mercado. "La situación ideal...", el mercado está más alejándose que acercándose a ella en estos momentos.

Lo que realmente me "pegó" del artículo es que expone de una manera cruda que, a pesar del intento de... diferenciar a la persona (trabajador) de las "mercaderías" (legislación, políticas especiales, un enfoque diferente por parte de las empresas), la lógica de mercado se impone, sobre todo en tiempos de crisis.

Es decir, se le aplican a las personas las mismas reglas de oferta y demanda que a las mercaderías, activos y pasivos.

... y es increíble lo que me costó, y los giros que tuve que dar para no escribir "que al resto de las mercaderías".

Es muy difícil salir de esta lógica, viviendo donde vivimos, viniendo de donde venimos y habiendo estudiado lo que estudiamos.

En fin... creo que mejor me voy a ver una comedia.